Circuito fotografico: Las Terrazas de Yunnan

China - Yunnan

China - YunnanDESCRIPCIÓN

Mosaico de tierras oxidadas, picos kársticos, lagos, cascadas, arrozales en terrazas, formaciones rocosas inexplicables… este viaje es una inmersión extraordinaria inmersión en lugares desconocidos de Yunnan, un festival de colores y atmósferas que satisfacen especialmente a los fotógrafos. Ángulos, luces y estaciones en flor se han estudiado especialmente para facilitar las mejores condiciones posibles para los entusiastas de la fotografía.

DETALLES DEL PROGRAMA

 Día 1: Kunming – Hongtudi (tierra roja)                                                                                                 (A, C)              

 

Por camino parará en  Tangxun en un restaurante de una minoría musulmana Hui. La minoría Hui alcanza los 10 millones, repartidos por toda China, pero su base principal está en la Región Autónoma de Ningxia, su hogar tradicional. Los Hui son descendientes directos de los mercaderes Persas y árabes, que comenzaron sus negocios en el siglo VII, y se establecieron de manera más permanente en el siglo XIII, mezclándose con los Uyghurs (musulmanes del noroeste de China), los Han (el grupo étnico principal) y los Mongoles. Practican el Islam de una manera moderada, celebran el Ramadan, no consumen alcohol y no comen cerdo. Los hombres Hui se reconocen por sus gorros blancos y las mujeres por sus pañuelos y sus vestidos conservadores. Los Hui, como la mayoría de los musulmanes, son muy concienzudos con la limpieza, y los propios locales consideran los restaurantes Hui como los más higiénicos y fiables. Es posible que tenga la ocasión de visitar el gran distrito Hui de Xi’an, si ha contratado otros viajes antes que este.

 También pasará por algunos pueblos con casas tradicionales que están hechas con ladrillos de lodo, totalmente rodeados de arrozales, cuidadosamente diseñados a mano y los búfalos de agua. Llegará al pequeño pueblo de Huagou, hará el check in en el hotel y se dirigirá a Yuepu’ao, donde podrá disfrutar de las maravillosas vistas de Yunnan, y donde tendrá muchas ocasiones de hacer la foto perfecta. Es una de esas maravillas de la naturaleza y de los puntos culturales fantásticos que no tendríamos en el mundo si no fuera por la armonía y la creatividad del hombre y de la Madre Naturaleza. Esta mezcla armoniosa se puede contemplar en Hongtudi donde la combinación de la oxidación natural del hierro y las terrazas de arrozales hechas por el hombre y otros campos dan a esta región un asombroso arcoiris de color, que alberga la tierra rojiza, los cultivos verdes y blancos como el trigo, patatas y maíz, y las flores amarillas de la colza. Desde aquí comenzará un paseo de una hora por el paisaje local. A los fotógrafos se les lleva a esta región especialmente en primavera, durante los meses de febrero y marzo, cuando las flores están en plena floración dando una maravillosa gama de colores.

Se dirigirá a Damaka, pasando por Jinxiuyuan, donde disfrutará de un viaje relajante por el pacífico paisaje, lejos del bullicio y el ajetreo de las modernas ciudades chinas. Podrá apreciar no sólo las vistas espectaculares de los campos de Hongtudi de trigo y flores que cubren las colinas, como si fueran una alfombra gigante, sino que también podrá escuchar cómo la brisa acaricia suavemente los campos, meciéndose majestuosamente adelante y atrás. Podrá ver cómo los locales trabajan en sus campos, la mayoría de ellos son de la minoría Yi – también conocidos como los Lolo y cuyo número alcanza ya los cerca de 8 millones en China, el grupo más grande que se encuentra en la provincia de Yunnan. A menudo se les consideran los habitantes originales de la región, y su “Festival de las Antorchas”, que tiene lugar a funales del 6º mes lunar, es la mayor fiesta que se celebra por toda la provincia. La sociedad Yi todavía tenía esclavitud hasta los años 50, cuando las fuerzas comunistas pusieron fin a esa tradición particular durante los primeros años de la República. Su chófer le llevará de vuelta a Damaka desde donde se alejará unos kilómetros para admirar la puesta de sol desde Luoxiagou, un pueblecito en un valle cuyos colores son particularmente vibrantes por las tardes, donde cenará.

Minorías: Hui y Yi

Flores: Colza

Color Principal: Rojo

 

Nota: dependiendo de la previsión meteorológica, los lugares donde ver la puesta del sol puede sufrir modificaciones.

 

Día 2 : Hongtudi – Luoping                                                                                                                                    (D, A, C)                   

Si tiene tiempo y lo desea, el día comenzará temprano para ver amanecer en Jinxiuyuan. Aunque ya haya estado aquí la noche anterior, no lo reconocerá con la luz del alba. Este misterioso color da paso lentamente a los rayos de sol, que iluminan los coloridos campos, todo acompañado con los trinos de los pájaros. Recomendamos que se abrigue – las noches y durante el amanecer refresca bastante en la zona. Después se regresará al hotel para disfrutar de un merecido desayuno. Antes del mediodía saldrá hacia Luoping (ubicado a unos 300 kms / 185 millas, lo que le llevará como 6 horas, dependiendo del tráfico). La primera hora del viaje le permitirá apreciar el paisaje inusual de la zona. Tendrá ocasión de hacer alguna foto en Yueliangtian donde  la panorámica es particularmente asombrosa. Parará después para almorzar a primera hora de la tarde en Qujing, el pueblo más grande que encontrará por el camino. Cuando llegue a Luoping, visitará el pueblo de Jinji, o subirá hasta la cima del Golden Rooster Peak, que toma el nombre del pueblo al que rodea. Primero visitará el pequeño templo Lingyi, que es más un lugar improvisado de adoración para los locales que un punto budista oficial. La vista desde el promontorio justo debajo del templo es sencillamente increíble, particularmente entre enero y marzo, cuando las colinas de formaciones kársticas se adornan de campos de flores amarillas de colza, o en verano, cuando los crisantemos están en flor. Desde aquí puede admirar la puesta de sol desde este pasmoso punto.

 

Flores: Colza/Crisantemo

Color principal: Amarillo

 Día 3 : Luoping – Jiulong – Puzhehei                                                                                                             (D, A, C)                  

Después de desayunar dará un paseo por los campos de colza, salpicados con las típicas formaciones rocosas del sur de China, y también Laos, Tailandia y Vietnam. Recomendamos llevar un buen par de zapatos fuertes. Después visitará una fábrica especializada en la producción de miel de colza, muy famosa en la zona. Sin embargo, ¡tenga cuidado con los vendedores ambulantes, que algunos se sabe que venden miel falsa! La excursión por el campo continúa con una visita a un campo de tabaco. Los chinos son grandes fumadores y los tabacos de Yunnan y de la vecina provincia de Guizhou son de los más solicitados de China. Es fácil ver a los granjeros locales fumando sus cachimbas a cualquier hora del día. Quizá le tienten a probarlo …Posteriormente, se dirigirá a Niujie, donde verá los “campos con forma de concha de caracol” – otra excentricidad de la zona, que tiene su mayor interés de enero a marzo, momento en que la colza está en floración. Los locales cultivan las flores de colza en pequeñas terrazas circulares, que, cuando se miran desde lejos, tienen forma de conchas de caracoles. Después visitará las Afterwards we will head to the Cataratas Jiulong, Jiulong singnifica “Nueve Dragones”, y son de las más bonitas del país. El trayecto dura aproximadamente media hora si no hay tráfico. Se dirigirá entonces a una región habitada por la minoría Buyi, cuyo número alcanza los 3 millones, y se concentran principalmente en la provincia de Guizhou. Al contrario de lo que se cree popularmente, los chinos no comen mucha carne de perro, sin embargo el ciervo Buyi está de moda, y están muy orgullosos de su delicadeza. No es extraño que en algunos pueblos se encuentren restaurantes que sirvan platos de perro. La mayoría de los Buyi son animistas (creen que todos los objetos naturales tienen alma o espíritu). Sus ropas son de color índigo y blanco, y reflejan directamente los dos colores principales del cielo. Como los Han, siguen el calendario lunar y sus celebraciones de Año Nuevo reúnen muchísima gente, dando la oportunidad a los jóvenes de participar en varios concursos de canto, y de buscar su alma gemela. Las autoridades locales acaban de construir algunas casas tradicionales en la zona, que se han hecho principalmente de bambú. Dará un paseo en tranvía para tener una mejor visión de la mayor cascada, conocida como la “Cascada del Dragón Espiritual”, que mide 56 metros de altura y 112 metro de ancha. Subir a bordo del tranvía le llevará 3 km corriente arriba para poder apreciar verdaderamente la belleza de las cascadas, los pueblos y los campos de colza. Este punto está hecho de hasta 10 cascadas diferentes, todas del mismo tamaño, aproximadamente. La “Cascada de los Amantes”, la “Cascada del Dragón de Piedra errante” y otros nombres tan evocadores dan a este lugar un encanto particularmente misterioso. A continuación viajará a Puzhehei, que está a unos 1700 km (100 millas) al sur, entre 3 y 4 horas por carretera.  La primera parte del viaje pasa por zonas arboladas, a la que los locales se refieren como “el Guilin de Yunnan”. Tendrá la oportunidad de descubrir esta zona más en profundidad a la mañana siguiente. Un gran lago marca el centro de la zona y también es el epicentro del turismo de la región; y es por eso que pasará la noche en un pueblo más típico en el corazón del paisaje, a solo unos kilómetros de distancia.

 Minoría: Buyi

Flores: Loto

Color Principal: Azul – Verde

 Día4:Puzhehe  A,C )                                                                                                                                                        (D,                           

 El día empezará con un paseo en bicicleta por los alrededores de la campiña, e incluso tendrá la ocasión de probar una bicicleta típica, un tandem y/o un una de tres plazas. El recorrido pasa por una serie de montículos “panes de azúcar” (el nombre poético que se le da a una formación rocosa específica), zonas de tierra privada, casas de ladrillo rojo y atravesará campos de cultivo que son casi de un verde fluorescente debido a la combinación de rayos de sol cuando iluminan las cosechas. El sonido de los trabajadores en los campos, las risas de los niños en los pueblos y el sonido casi ensordecedor de los martillos trabajando en forjas improvisadas que le transporta a otro mundo. El espectáculo increíble sólo se interrumpe por los ladridos de un perro guardián que protege la casa de su amo. Hará una parada refrescante en una granja de melocotones, y podrá probar alguno. Los melocotones son originarios de China, y los de esta zona son particularmente ricos gracias a su tierra especialmente rico. Después regresará a Puzhehei para disfrutar de un agradable paseo en barco por el lago durante una hora. Podrá maravillarse de la belleza natural de los nenúfares que cubren el lago, que florecen en verano. El día termina con un paseo por el embarcadero, admirando cómo el sol se pone suavemente sobre el lago y refleja los montes de “pan de azúcar”. Puentes arqueados y casas tradicionales de madera donde la gente va a jugar al Mah-jong da una buena nota a este espectacular paseo por este enclave natural tan bonito. El paseo puede durar entre una y dos horas, dependiendo de la velocidad, y discurre a lo largo de un trecho en el que circulan coches eléctricos para los que están cansados de las actividades diarias. Finalmente llegará a un pueblecito pesquero y podrá deleitar sus ojos y estómago con la captura del día, que podrá probar después para cenar. En el idioma de los Yi (una de las minorías principales de la región), Puzhehei significa “lago con los muchos peces y gambas”. Bon appetit!

 Flores: Nenúfar

Color Principal: Verde o blanco, depende de la estación

 Día 5: Puzhehei- Yuanyang                                                                                                                                   (D, A, C)                  

 Saldrá por la mañana a las terrazas de Yuanyang. Le llevará unas 6 ó 7 horas cubrir la parte de los 300 km (185 millas) , que es la parte que está bien conservada y es la zona de movimiento más rápido, pero la última etapa es considerablemente más lenta. Por el camino parará en un restaurante Hui para comer, antes de llenar a su destino por la tarde. Es difícil describir con palabras las terrazas de arroz de Yuanyang, que son las más bonitas de China, sin lugar a dudas, y posiblemente lo más impresionante de todo Asia. Incluso la UNESCO reconoce la belleza natural de los arrozales, y está en proceso de reconocerlo como Patrimonio de la Humanidad. Montaña abajo, a través de los canales de bambú el agua transforma la cara de la montaña en una verdadera visión fantástica que da la impresión de que las terrazas son escalones para gigantes, que dirigen a la cima de la montaña. En primavera (entre marzo y abril), considerado por los fotógrafos como la mejor época para visitarlo, el cielo se refleja en los arrozales, lo que parece un mosaico de espejos interminable. En verano se vuelven de un color esmeralda y de octubre en adelante parecen piscinas de miel. En diciembre y enero, cuando los campos están secos, cada estación ofrece algo distinto, pero igualmente asombroso. Desde aquí visitará el pueblo de la minoría Hani. Los Hani, sin embarco, conocidos como los Akha en el sudeste asiático, están conformados por unos 1,5 millones, y se encuentran principalmente en Yunnan. A pesar de su modesto número (comparado con la escala de la población china en conjunto), son famosos por su maestría en el arte de esculpir terrazas de arrozales y sistemas de drenaje. Se cree que fueron los primeros en implementar este método de cultivar el arroz. A menudo viven en zonas escarpadas, donde es difícil eoncontrar tierras fértiles, y a lo largo de los siglos los Hani han adaptado sus métodos de cosechar, y han transformado 12.00 hectáreas de colina en tierra de cultivo, haciendo de la producción de arroz su principal fuente de ingresos. Hoy en día el turismo mueve mucho dinero en la zona, mejorando considerablemente la infraestructura local. Los Hani, también se encuentran en Xishuangbanna, al suroeste de la zona, también son conocidos por su cultura del té. Para los más aventureros del grupo, podrá saborear la delicia local de la anguila, que se encuentra fácilmente en muchos restaurantes locales, y que se usa en el proceso de producción del arroz. Antes de cosechar el arroz, se introducen en los campos anegados para que ayude en el proceso. Se almorzará temprano para prepararse para el nuevo día, que será intenso 

Minoría: Hani

Color Principal: Verde

 Día 6: Yuanyang                                                                                                                                                  (D, A, C)                          

 Partirá muy temprano, para que pueda admirar el amanecer en Laohuzui,  literalmente “La boca del tigre”. Aquí las terrazas se pierden en la vista, y el  panorama es asombroso, puede llegar a ser vertiginoso para algnos. Se recomienda abrigarse, porque la madrugada puede ser fría. Regreso al hotel para descansar un poco y desayunar antes de visitar un mercado local. El mercado tiene lugar todos los días, y rota entre los pueblos de Niujiaozhai, Shengcun, Panzhihua, Yuanyang, Huangcaoling, Laomeng… depende de un complejo sistema de calendario lunar. En el “signo del dragón” los días de mercado son en Yuanyang, pero si es el “signo del cerdo” el mercado será en Shengcun y así sucesivamente… Principalmente son los Yi y los Hani los que van a comprar sus provisiones para la semana siguiente o venden sus productos en el mercado. Es muy característico el bullicio y sus brillantes y vivos colores. Después se dirigirá a Duoyishu donde los arrozales parece que se mezclan con el suelo del valle. Algunas veces es difícil ver las cimas de las colinas, especialmente cuando las nubes están bajas, y se mezcla con los cultivos en las terrazas, dando a los fotógrafos la oportunidad de hacer fotografías que son obras maestras de la naturaleza. Paseará por los arrozales desde Duoyishu hasta Bada, durante unas 3 horas, dependiendo de su velocidad. Podrá ver, sin molestar en su trabajo, a algunos de los agricultores y los búfalos trabajando los campos mientras que las mujeres recogen el arroz. A su llegada a Bada, su esfuerzo se verá recompensado con una magnífica puesta de sol. Aunque la vista desde Duoyishu y Laohuzui es más impresionante, la vista desde Bada es especial por su belleza visceral. Su punto se encuentra en un punto menos elevado, estará mucho más cerca de las terrazas, donde podrá admirar el trabajo de los Hani. Dependiendo de la estación, podrá disfrutar de los rayos del sol brillando sobre el agua de los arrozales y los grillos cantando en los árboles. Es una experiencia inolvidable.

 Día 7: Yuanyang – Jianshui                                                                                                                                                                  

 Viajará al antiguo cuartel chino de Jianshui, transportándole a una era más tradicional (el trayecto es de unas 2 ó 3 horas para recorrer 90 km/55 millas, dependiendo del tráfico). Yunnan, como la mayoría de las regiones de la periferia de China, está atrapada entre dos mundos, una especie de túnel del tiempo entre la China central y sus naciones fronterizas. Muchos de los miembros locales de las minorías étnicas tienen “primos” en Laos, Vietnam y Burma. Yunnan, como en sus regiones vecinas de Guangxi y Guizhou, ha representado durante mucho tiempo a los rebeldes  o “separatistas” de China, en parte gracias a su ubicación de difícil acceso, lejos de los campos base del Imperio y a su paisaje escarpado. Los antiguos reinos de Nanzhou y Dali, los más conocidos por la historia de su zona, controlaron durante mucho tiempo las rutas comerciales entre la China Imperial y el sudeste asiático. Hasta que los Mongoles conquistaron China (en el siglo XIII), fue una región muy integrada al imperio, convirtiéndose después en un lugar de refugio para los miembros de la clase dirigente de la Dinastía Ming que huyeron de los Manchus. Jianshui fue el centro militar y político de los Yuan (Mongoles) que enviaron sus soldados Hui, lo que puede explicar la influencia musulmana de la presencia de los Hui en esa región. Visitará el Templo de Confucio, que, a pesar de su lejanía del centro de la “China clásica” aún se considera como uno de los más bonitos del país. Se le conoce particularmente por su piscina de loto verde, que poéticamente simboliza la gran escala de la sabiduría… Mientras esté allí, podrá empaparse de los únicos parques chinos, llenos de ancianos que charlan y juegan al Mah-jong. A la zona también se le conoce por las resicendias de dos familias que se construyeron en el siglo XIX, La finca de la Familia Zhang y La finca de la Familia Zhu. La finca Zhu se encuentra en el corazón del barrio viejo, y es uno de los ejemplos más asombrosos de la arquitectura tradicional en todo el país. Un laberinto de más de 2 hectáreas de árboles de bambú, pabellones, patios y  escenarios, es enteramente  simultáneo a la imagen mental que uno tiene de la China Imperial – y está en el centro de una zona fronteriza!. Los hermanos Zhu, mercantes ricos de la provincia de Hunan, tardaron 30 años en acabar el complejo, y en seguida se convirtieron en celebridades al sur de Yunnan. Hoy día la finca es un hotel, pero su encanto antiguo está bien protegido, y los turistas  lo protejan seguramente de un futuro incierto. La finca Zhang se encuentra en Tuanshan, a unos 15 km (10 millas) de Jianshui. Este pueblo que parece intemporal es una combinación de avenidas que esconden las asombrosas residencias de los antiguos mercaderes, que hicieron sus negocios con el comercio de la sal. Estas casas están intercaladas con las más normales, de ocre, que se han mantenido deshabitadas. La finca Zhang, con sus patios cuadrados, puertas esculpidas y frescos es el mejor ejemplo de una casa así. Antes de regresar a Jianshui visitará el Puente del Dragón Doble, que toma su nombre de los dos ríos que parecen dragones a lo largo de sus 17 arcos. Es uno de los puentes más antiguos de toda China, y una obra de arte de la mampostería. Después de esta parada, regreso al hotel.

 Día 8: Jianshui – Shilin – Kunming (altitud 1750 m)                                                                               (D, A)                

Lo siguiente del itinerario será el condado de Lunan donde descubriremos una de las mayores atracciones de la zona, y de visita obligada, Shilin o, literalmente El Bosque de Piedra. El viaje le llevará unas 3 ó 4 horas, para recorrer 275 km/180  millas. Debido a su proximidad con Kunming, Shilin puede ser un poco trampa para los turistas. Sin embargo, solo una pequeña parte de las 26.000 hectáreas están abarrotadas, y es fácil escaparse de las hordas de turistas. Además le llevaremos a un lugar más tranquilo y menos frecuentado, el Bosque de Piedra Negra, que está a 10 km del lugar principal, pero es impresionante. Según cuenta la leyenda, los inmortales (seres divinos adorados por los Taoistas) crearon el Bosque de Piedra Negra  convirtiendo las montañas en un grupo de rocas, de manera que las podían ofrecer como regalos a quienes amaban. Estos “árboles de piedra” también son fascinantes, pero es fácil perderse, por lo que ¡es muy importante que siga a su guía! Shilin es un conjunto de picos y rocas interminables de una intrigante variedad de formas y tamaños, que son el resultado de la erosión química de la roca en el tiempo causada por la lluvia y el viento. Dependiendo del clima, podrá disfrutar de un almuerzo tipo picnic en medio de la “selva” que no sólo le dará la oportunidad de asombrarse con el escenario, sino que se evita los elevados precios de los restaurantes de la zona. Por el camino al aeropuerto de Kunming (a unos 100 km de distancia), podrá ver algunos tramos del antiguo tren francés. China nunca fue colonizada del todo (por lo menos por las fuerzas del oeste) no como algunos de sus vecinos del sudeste asiático, pero se garantizaron algunas concesiones a las fuerzas occidentales durante el siglo XIX, uno de los más conocidos, en Shanghai. En 1910 los franceses lanzaron un proyecto gigantesco para adelantar sus deseos de expansión uniendo Hanoi, la capital de Vietnam que era un protectorado francés entonces, a  Kunming. Se construyeron más de 450 km de raíles, más de 3.500 puentes y 170 túneles, necesitándose más de 60 000 hombres trabajando en condiciones bastante duras en algunas ocasiones. Lo que queda de este proyecto épico es uno de las huellas más significantes de la presencia francesa en China, y tendrá la ocasión de utilizar un trozo de este trayecto al final del día, que aún se usa para trenes de mercancías.

Traslados para coger los vuelos a su destino.

  • Día 1: Kunming / Hongtudi
  • Día 2: Hongtudi / Luoping
  • Día 3: Luoping / Jiulong / Puzhehei
  • Día 4: Puzhehei
  • Día 5: Puzhehei / Yuanyang
  • Día 6: Yuanyang
  • Día 7: Yuanyang / Jianshui
  • Día 8: Jianshui / Kunming / Shilin

 

No comments yet.

Leave a Reply


siete − 5 =